Los Socios en Misión salen hacia China

Publicado en por Administrador OMI Laicos

Desde Australia nos llegan noticias muy interesantes de laicos oblatos. A continuación reproducimos el articulo publicado en la pagina web de los oblatos omiworld.org

(25/03/2009 - Australia)

Cinco miembros de la Familia Oblata australiana dejaron nuestra tierra a fines de enero para servir en Hong Kong y Beijing, siendo los primeros misioneros laicos del Programa Socios Oblatos en Misión.

Los voluntarios son: Charles McPhee, de la Parroquia Pío X, Dernancourt, S.A. Charles es profesor retirado de escuela secundaria. Clare Dalgity, de la Parroquia San Eugenio, Burpengary, Qld. Clare es una Hermana enfermera retirada. Lucette Brown de la Parroquia del Sagrado Corazón, Wodonga Vic. Lucette no proviene de una Parroquia Oblata, pero ha sido miembro de la AMMI por muchos años. Es profesora retirada de primaria. Alex y Toni White de la Parroquia San David, Tea Tree Gully. S.A. Toni trabaja en administración en la Oficina de la Arquidiócesis Adelaida y Alex es científico, en el Departamento de Defensa. Ambos solicitaron una licencia de sus empleos.

Charles, Clare y Lucette salieron a Hong Kong para formar parte de la Comunidad Oblata en la Parroquia de Notre Dame, Kowloon y dar clases de conversación en inglés a los estudiantes de tres escuelas (una secundaria y dos primarias), dirigidas por los Oblatos en ese lugar. Habitarán en los apartamentos del quinto piso de una de las escuelas primarias y participarán en la vida diaria de la comunidad Oblata.

Alex y Toni se unirán a la comunidad Oblata en Beijing, donde enseñarán a conversar en inglés a los niños de primaria en un orfanato con el que los Oblatos están relacionados. Vivirán en una unidad de departamentos, que también alberga a algunos de los huérfanos y su escuela.

La gente que presta su servicio como Socios en Misión son voluntarios que ofrecen su tiempo y aptitudes sin cobrar y a quienes se les pide también cubrir su boleto de regreso. A cambio, los Oblatos proporcionan hospedaje, comida y las necesidades básicas para vivir.

Su tarea tiene tanto una dimensión espiritual como práctica. Los voluntarios forman parte de una comunidad Oblata, por lo que asisten diariamente a Misa y a la Oración Vespertina. También deben estudiar la vida de nuestro Fundador San Eugenio de Mazenod y discutir aspectos de su vida y ejemplo en forma regular, con el sacerdote con quien viven y trabajan. (Boletín de la AMMI, Febrero 2009)

Comentar este post

Juegos 07/07/2009 18:25

Que tenga buen viaje y hagan todo lo que tengan que hacer en China, es un viaje muy largo con un objetivo muy importante.